¿Qué es la Escleroterapia de Varices?

Las varices o venas varicosas son dilataciones venosas que principalmente se caracterizan por ser incapaces de establecer un retorno de manera eficaz de la sangre al corazon. La escleroterapia es un tratamiento que se encarga de cerrar estas venas no funcionales ayudando a eliminar la sangre estancada y redireccionar el flujo sanguíneo a través de venas más profundas en las piernas. La escleroterapia consiste en inyectar una solución llamada esclerosante en cada vena varicosa para provocar la coagulación, lo cual cierra la vena. Después del procedimiento se realiza una compresión durante 24h.

El tratamiento es prácticamente indoloro, se realiza en unos 20-30 minutos, no requiere anestesia, y tras la sesión el paciente puede realizar sus actividades cotidianas se suele realizar una sesión cada semana o cada 15 días. Durante el tiempo entre sesiones es probable que aparezcan hematomas y zonas oscurecidas o incluso cordones fibrosos oscuros y palpables que terminan desapareciendo al acabar el tratamiento.

Factores de Riesgo que influyen en el origen de esta patologia.

Obesidad. Unas piernas de contextura gruesa requieren mayor aporte sanguíneo por parte de las arterias, que luego tiene que ser drenado por las venas, lo que favorece la sobrecarga de estas y el fallo precoz.

Sedentarismo. La bomba impulsora del retorno venoso son la almohadilla plantar y los músculos de las piernas; como el sedentarismo no favorece la contracción muscular ni la puesta en funcionamiento de la almohadilla plantar, se provoca un mayor estancamiento de sangre y una mayor sobrecarga valvular, lo que facilita la aparición de más varices.

Trabajos prolongados de pie. Al igual que en el caso del sedentarismo, hay poco ejercicio muscular y, además, el sistema de retorno debe trabajar siempre en contra de la gravedad. Consejo: levantar las piernas y mantenerlas en alto.

Anticonceptivos. Provocan retención de líquidos y también favorecen, de forma específica, el fallo de las válvulas de las venas reticulares. Muchas mujeres notan cómo los cambios hormonales a lo largo del ciclo cambian la morfología de sus venas y muchas de ellas tienen claro que, coincidiendo con la toma de anticonceptivos, empezaron a desarrollar telangiectasias (arañitas superficiales).

Antecedentes personales o familiares de varices.

Antecedentes personales o familiares de trombosis venosa profunda.

Antecedentes personales de traumatismo o cirugía de los miembros inferiores.

Factores de riesgo de ateriopatía obliterante de los miembros inferiores: tabaquismo, hipertensión arterial e hipercolesterolemia.

Fuente: Propia. Wikipedia.

Recuerde que se trata de un tratamiento médico y por ello debe asegurarse de que se realice en un centro médico autorizado y por un médico cualificado en este tratamiento.

Dra. Natalia Parada

Médico Estético

Si tenéis dudas estamos a vuestra disposición. Comunícate con nosotros por los teléfonos 91 563 18 86 / 62 744 44 38 o envíanos un correo a la dirección info@clinicallado.com. Primera cita Totalmente GRATUITA.

Scroll al inicio
× ¿Cómo puedo ayudarte?